En unos meses, iryo conectará Córdoba con Madrid, Sevilla y Málaga, con un servicio de tren con varias frecuencias en ambos sentidos.

Al recorrer el marítimo Paseo de la Explanada, es difícil resistirse al evocador aroma a salitre que sube desde el puerto, pero Alicante tiene mucho más que ofrecer. Porque sí: Alicante atrae por la belleza de su costa y sus playas, pero también enamora por sus paisajes de interior y su agradable hospitalidad. Descubre el castillo de Santa Bárbara, en el monte de Benacantil y el barrio de Santa Cruz. Continúa el aperitivo en el Mercado Central y refréscate al fin con una horchata antes de seguir la jornada en la playa del Postiguet o en la de San Juan.

El tren Madrid-Alicante de iryo es capaz de conectar en poco más de 2 horas dos grandes ciudades como Madrid y Alicante haciendo posible llegar a una de las ciudades más famosas del mediterráneo. Impresionantes vistas al mar y un clima muy estable a lo largo del todo el año. Al mismo tiempo, cuenta con edificios históricos como la Casa Carbonell o el Mercado Central. El trayecto Madrid-Alicante en tren de Alta Velocidad es perfecto para desconectar del día a día madrileño y disfrutar de unos días de ocio y vacaciones.